Qué hace una chica como yo en un sitio como éste… Compritas en CONDOR

No sé por donde empezar. Yo tengo una hermana que es decoradora y que, además de decorar locales, casas y esas cosas, desde siempre ha colaborado con revistas de decoración y no lo hace nada mal. No lo digo porque sea mi hermana, lo podéis comprobar en http://palomapachecoturnes.com/.

A la gente que trabaja en revistas de decoración las firmas de muebles, artículos decorativos, etc. les invitan a saraos, presentaciones y cosas varias. Además muchas veces les dan algún regalito.

Total que mientras yo trabajaba en la universidad dando clase, estudiando todo el día, escribiendo artículos infumables mi hermana haciendo trabajo creativo, de fiesta y encima la casa llena de cosas monísimas que no le habían costado un duro.

Esto era la introducción y ahora váis a entender porqué os lo cuento.

El otro día me llegó una invitación de Condor (ya sabéis ¿quién no ha puesto un leotardo Condor en su vida?) para asistir a la presentación de la nueva colección otoño-invierno 2011.

Pensé que qué buena idea una presentación en Madrid para que las clientas que tienen tiendas puedan ver de primera mano los productos. Y me dije a mí misma, pues voy a ir ya que quizás me encuentre con alguna de las lectoras que tienen tienda y así las conozco y pasamos un buen rato.

Y allí que me ido esta mañana, me he puesto mona y a eso de la una me he presentado en el hotel en el que se celebraba el evento. He llegado, me he presentado y en seguida me he dado cuenta de que de lo que se trataba era de la presentación a la prensa de la colección.

Total que allí estábamos las de Cóndor, la de Crecer Feliz, las de no se qué otras revistas y la de Compritas para los Peques. Es precisamente en ese momento cuando me he hecho la pregunta ¿qué hace una chica como tú en un sitio como éste? No sé quien fue el inventor de la preguntita pero seguro que era un visionario que estaba pensando en mí y en los leotardos.

La cosa no ha estado mal, he hablado con unas y con otras, he visto la colección y me he tomado un zumito.

Y ahora os cuento lo que he visto.

En la zona bebé: conjuntos de gorro y bufanda, algunos vestidos y unos abrigos muy monos en rosas, grises, etc. La foto la he hecho yo pues no sabía que luego me iban a dar un cd-rom con quinientas fotos con toda la colección.

Paso por alto la zona de leotardos y calcetines adulto pues no es nuestro tema.

En la zona leotardos niña ya os imagináis, leotardos de todos los colores. Y desplegada encima de la mesa la carta de colores. Me ha dado corte pedir una pero confieso que tengo muchas ganas de tenerla… Yo suelo comprar los leotardos en una tienda de Tres Cantos que tiene todos, todísimos y para no hacer el viaje en balde suelo llamar antes para preguntar si tienen los que busco:

-“Hola soy María, tienes leotardos de la ocho en rosa”.
-“¿Canalé o liso?
-“Canalé”
-“¿Rosa bebé?.
-“No rosa palo”.
-“¿Rosa palo tirando a berenjena o a rosa chicle?
-“¿El berenjena es el morado?
-“No, el berenjena es más tirando a un fucsia que el morado, el morado es un malva más oscuro?”
-“Entonces el berenjena es parecido al burdeos…”
-“No el burdeos es más rojizo y el berenjena es más tirandoa morado”
-“Pero, ¿no hemos quedado en que el berenjena es más fucsia?
-“Si pero comparado con el burdeos es más morado y el burdeos más rosaceo porque tiene más rojo”
-“¡Ah!… Bueno, mejor luego intento pasar a ver si me va.

Y yo me pregunto, si me va ¿qué?. Yo me he perdido y ya no sé que color es el que quería. Y esto con los rosas que cuando empezamos con el azul celeste, cielo, Francia, pavo, azulón, azafata…

Después de pasar por la zona leotardos dejando allí la carta de colores he visto la ropa interior. Lo que más me ha gustado los boxer de niño blancos impolutos. Mis pobres hijos deseando los que tienen a Spiderman en aquella parte pero a los pobres les ha tocado esta madre y por ahí no paso.

Zona ropa de dormir: destaco la calidad del algodón. Para los diseños yo soy más lencera y tradicional pero casi todo ponible.

Para terminar la ropa de niño-niña. Juegos de gorro y bufanda, chaquetas ideales de las que le encantan a mi amiga Aránzazu, y vestidos, pantalones y faldas. He visto cosas muy monas pero me quedo con el vestido marrón de la foto que tiene pantalón a juego para el niño. En la mano todavía más bonito.

Por cierto, Aránzazu se queja de que en Burgos no encuentra las chaquetas de Cóndor en talla grande para su niña. Me han dicho que si en las tiendas no las tienen les podéis decir que las pidan por teléfono y si las tienen en stock os las mandan.

Y después de todo esto me he despedido y, antes de irme, me han regalado unos leotardos ideales para mí.

Y por la calle Goya iba yo, con una bolsa roja gigante con mi cd-rom y mis leotardos dentro. Eso sí, sin la carta de colores.

8 Comentarios

  • Aranzazu dice:

    Gracias por acordarte de mí, María. La verdad es que compraba las chaquetas de condor siempre hasta el año pasado que dejaron de valerle las tallas que encontraba (casi siempre en Santos Soria).
    Espero que me cuentes la experiencia con todo lujo de detalles.
    Besos

  • ana dice:

    Menudo nivel!!!!. Como sigas así te veo el año que viene buscando modelito para pasearte por la alfombra roja….Un beso María.

  • paloma dice:

    y si tu no estás allí, quién nos va a contar todas las novedades??? saludos.

  • Mamá Pata dice:

    Yo una vez al mes me pregunto lo mismo. Ufff.

  • LA PEQUEÑA ANGELA dice:

    Menuda familia de astirtazas!!!!

  • Santos Soria Generos de punto dice:

    Para el año que viene sacan un par de colores nuevos en leotardos de canale, son los que han introducido en los calcetines de verano de perle, el verde billar y el azul cielo que no celeste, como ves maria el mundo de colores de condor es inmensooooo, si necesitas alguna vez alguna referencia de color me lo dices, un besote y gracias por tu blog

  • mabel dice:

    QUE EXPERIENCIA MAS DIVERTIDA,SEGURO LO PASAS TES SUPER BIEN Y VISTES MUCHAS COSAS BONITAS.
    TIENES QUE REPETIR EN EVENTOS ASI.
    BESOS.
    MABEL.

  • Anonymous dice:

    Ayer escribí un comentario pero no ha salido, algo hice mal obviamente, intentaré transmitir otra vez la idea.

    Normalmente te leo, tomo nota de tus consejos y me voy, así un poco de puntillas, pero ayer leyéndote me reí, me dibujaste una sonrisa en la cara, te podía imaginar allí mirando de reojo al carta de colores y lo de la conversación telefónica buenísimo, en fin que escribes como ángeles, de una manera tan fresca y divertida que parece hasta sencillo.
    Una admiradora que seguirá leyéndote.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *